Saltar al contenido

Captura de Angélica Coronado por parte del Gaula. “Botó el nacido vivo y se llevo a la bebé”, es parte de la confesión de la raptora

La pequeña fue encontrada en una casa del barrio Villa Las Moras de Soledad.

Tranquila, distendida o más bien con descaro. De esta forma se mostró cuando fue capturada por el Gaula de la Poicía la mujer que tomó a la bebé de 7 días de nacida, en el corregimiento de Salgar, jurisdicción de Puerto Colombia.

La pequeña fue encontrada en menos de 24 horas, en una residencia del barrio Villa Las Moras del municipio de Soledad, en el área metropolitana de Barranquilla.

Lo increíble del asunto y a la vez perverso, fue la calma en el instante en el que iba a ser detenida la mujer, quien se identificó como Erika María Coronado Castillo.

Se mostraba sonriente y distendida cuando le leyeron sus derechos y que iba a ser detenida. Inclusive pidió que no le pusieran las esposas. “¿Por qué me van a esposar”, preguntó.

Al ser consultada por los agentes sobre el certificado de nacido vivo de la pequeña, aseguró que lo botó. Luego le preguntaron sí la niña se había alimentado a lo que respondió de forma soberbia: “Claro, lógico”.

Leer también  'A la mujer no se le pega compa!' Hombre le pega a la mujer en plena vía pública y la gente le dio su merecido por abusivo

Esta respuesta molestó al agente, quien le recordó que no tiene nada de “claro y lógico” su manera de actuar con la bebé.

Después, los agentes del Gaula le colocaron las esposas, situación que también le causó gracia porque se volvió a mostrar sonriente.

De acuerdo con información de la Policía, la mujer se había llevado a la niña a base de engaños. Se ganó la confianza de la madre de la menor días después del parto y después apareció en la vivienda de la progenitora.

De acuerdo al relato de la madre de la bebé, Greymar Jiménez Tubiñez, la mujer llegó a su casa, situada en el sector de Playa Modelo, le hizo una comida y en la madrugada, aprovechó el momento en que la pareja de venezolanos estaba dormida, para llevarse a la pequeña.

Días antes la había ayudado con gastos económicos y elementos básicos para la bebé.

Por suerte, la niña pudo ser rescatada y regresada a los brazos de sus padres. Mientras que Erika María Coronado Castillo fue llevada a la URI de la Fiscalía.

Hola querido amigo!

Síguenos en Facebook para compartir nuestro optimismo