¿Cuántas veces a la semana hay que bañarse?

Hemos escuchado desde siempre, y muchos hoy transmitimos a nuestros hijos, una especie de máxima universal: “hay que bañarse todos los días”. El argumento para semejante afirmación es sólido: al llegar la noche cargamos casi literalmente el día entero. En mayor o menor medida, dependiendo de cada persona, sudor y otras yerbas envuelven nuestros cuerpos.

Pero la pregunta nace casi naturalmente: ¿está bien bañarse todos los días? Bueno, según los expertos, no. “Ducharse responde más bien a razones estéticas”, le cuenta a la revista Time la doctora Elaine Larson, experta en enfermedades infecciosas y decana asociada de investigación en la Escuela de Enfermería de la Universidad de Columbia, en Estados Unidos, y añade: “La gente piensa que se ducha para estar más limpio, pero bacteriológicamente no es así”.

Entonces, ¿cuántas veces hay que ducharse? En términos de salud la respuesta es contundente: dos veces a la semana es suficiente. Según Larson, hay que enjabonarse orificios, trasero e ingles, donde se producen secreciones de fuerte olor. El resto del cuerpo no necesita mucho jabón.

La doctora inclusive va más lejos y afirma que ducharse en exceso puede ser perjudicial: la piel seca y escamada puede abrir puertas a los gérmenes y a las bacterias. Ducharse con demasiada frecuencia si la piel está seca puede empeorarla.

PUBLICIDAD

Larson además sostiene que “los jabones antibacterianos y productos de limpieza que muchas personas utilizan en sus hogares no son mejores que el jabón simple y llano para reducir el riesgo de enfermedades infecciosas”. De hecho, según informa el mismo Time, algunas investigaciones han relacionado el triclosán, un ingrediente que se encuentra en muchos de estos productos, a los posibles riesgos para la salud.

Leer también  Has estado evacuando mal toda tu vida

“Creo que la mayoría de la gente “sobre-bañarse”. El cuerpo es una máquina bien engrasada de manera natural. Una ducha diaria no es necesaria”, coincide el doctor Brandon Mitchell, profesor de Dermatología en la Universidad George Washington, Estados Unidos. “Bañarse todos los días puede eliminar de la piel sus aceites naturales, y también puede perturbar la población de las bacterias de apoyo al sistema inmunológico”, argumenta.

“Yo le recomiendo a mis pacientes que se duchan a diario pero que no se enjabonen el cuerpo entero. Que lo hagan en los orificios, en el trasero y en las ingles, es decir, en las áreas donde se producen secreciones de olor fuerte. El resto del cuerpo no necesita mucho jabón”, explica Mitchell. En el caso del pelo, dos lavados a la semana también son suficientes, añade Mitchell.

Sí es importante, en cambio, lavarse muy bien las manos y la la ropa, porque es donde se acumulan las células muertas y la suciedad.

Visto en: Clarin

PUBLICIDAD

No te lo pierdas

coverladyzorra

Tremenda boleteada! Descubre qué amante de su esposo es funcionaria pública y esta fue su venganza…

La fotografía de la venganza de la engañada esposa se volvió viral en Facebook. La …

Hola querido amigo!

Síguenos en Facebook para compartir nuestro optimismo