Embarazada de 17 irrumpe en la boda de quien dice es su novio de 40. Él huyó con su nueva esposa de 18

PUBLICIDAD

Una joven de 17 años intentó impedir una boda en Masaya, cuando se hizo presente con su hijo de 4 años y embarazada, asegurando que el novio es el padre de sus dos vástagos.

Esperanza Reyes se presentó a la iglesia interrumpiendo la ceremonia, y haciendo uso de la tradicional frase “si alguien se opone, que hable ahora o calle para siempre”.

“Vengo a impedir esa boda porque estoy embarazada, lo quiero impedir para que ni yo, ni ella quedemos con ese hombre, esa es la verdad. Y tiene 40 años, me lleva 24 años”, dijo la joven.

Lo que se convirtió en risas entre los pobladores y curiosos, es visto con preocupación por los organismos defensores de los derechos de la mujer, pues el delito del hombre no fue casarse con otra mujer, sino haber abusado sexualmente de una menor edad.

PUBLICIDAD

“Ningún tipo de burla, ni comentarios descalificativos para esta adolescente, cuando realmente ha sido víctima de violación, de violencia sexual, porque fue embarazada y según lo que se conoce pudo haber sido abusada desde los 12 años, por este hombre que aproximadamente tiene 40 años”, expresó Elia Palacio, de la Red de Mujeres contra la Violencia.

Leer también  En absurdo caso padre cae sobre su hijo y lo mata accidentalmente

Las organizaciones hacen un llamado a las autoridades para analizar el caso y tomar las medidas necesarias.

El novio se logró casar y se retiró del lugar rápidamente con su nueva esposa, en su huida, el taxi en el que trató de marcharse sufrió desperfectos mecánicos, por lo que pidió a otros que empujaran el vehículo.

Visto en 100Noticias

No te lo pierdas

cover fb niño bullying acoso escuela

“Se burlan de mi nariz, me llaman feo”. El desgarrador relato de un niño víctima de bullying que está uniendo a todo el mundo en contra del maltrato

PUBLICIDAD Un video emotivo de un niño denunciando los abusos a los que es sometido …

Hola querido amigo!

Síguenos en Facebook para compartir nuestro optimismo