A la cancha de Nueva Granada le aparece dueña y ordenan desalojarla inmediatamente.

PUBLICIDAD

A primera hora de este martes la Policía se hizo presente en el lugar para llevar a cabo el procedimiento judicial.

La comunidad del barrio Nueva Granada se encuentra confundida, sorprendida y hasta indignada al enterarse que la cancha de fútbol que por muchísimos años se consideraba “publica”, hoy le apareció dueña.

Estamos hablando de la popular cancha Nueva Granada, terreno que un juez ordenó ser entregado a la señora Sofía Cristina Amaya Gutiérrez, quien asegura ser la única dueña.

“Una orden del Juzgado Cuarto Civil del Circuito de Barranquilla, a través del Despacho Comisorio 0205, ordena que se comisione al inspector general de Policía de Barranquilla para que este diligencie la entrega”, explicó un inspector General de Policía de la Alcaldía Distrital.

[spoiler title=”Seguir leyendo”]

PUBLICIDAD
Foto: El Heraldo – Giovanny Escudero

Un vecino del sector expresó que ” hace más de 50 fue donado el terreno para que fuese una cancha de fútbol, pero ahora apareció una persona diciendo que es dueña y que ya vendió una parte del terreno para que se construyeran viviendas”.

Leer también  Se cayó otro tramo del viejo muelle de Puerto Colombia

Lo que relatan varios vecinos y representantes de la Acción Comunal del barrio, va acorde con lo que explica Edwin Goenaga, quien asegura que su padre, Sr. Carlos Goenaga, fue quien donó ese terreno hace más de 50 años.

Agregaron también que tienen dos abogados para evitar que les “quiten la cancha, porque esto ya no es del barrio, es de la ciudad y de Colombia” y por eso todo lo harán por medio de la vía legal.

Con información de El Heraldo

[/spoiler]

No te lo pierdas

cover fb sijin captura fleteros

¡De película! Sijín frustra robo en sucursal bancaria al norte de la ciudad de Barranquilla

PUBLICIDAD Integrantes de la Seccional de Investigación Criminal incautaron un arma de fuego, tipo revólver …

Hola querido amigo!

Síguenos en Facebook para compartir nuestro optimismo