Se confirman los peores miedos de geocientíficos: ‘Mega-Huracanes azotan EE.UU., terremoto de 8.4 en México y alerta de Tsunami en 8 países de América’

PUBLICIDAD

Parece muy difícil de creer, pero hay pruebas suficientes para demostrar que nuestro bello planeta Tierra se encuentra en peligro debido al cambio climático en todo el mundo.

Esto no es una conspiración, ni mucho menos es algo inventado, solo debemos recordar lo devastador que fue el Huracán Harvey en Houston, Estados Unidos, y ahora el monstruoso Huracán Irma categoría 5, que ya azotó las islas caribeñas y una vez más amenaza con destruir a Miami.

Como si fueran poco estas “CATÁSTROFES NATURALES”, hoy un poderoso terremoto de 8.4 grados en la escala Richter, sacudió a México y ahora en 8 países de América se ha generado una alerta de posible Tsunami.

Cabe descatar que los científicos e investigadores más reconocidos en todo el mundo, como el Dr. Michio Kaku, advirtieron de todos estos sucesos que hoy estamos viviendo.

“Harvey e Irma, solo serán el comienzo de una gran cadena de catástrofes naturales, que jamás había presenciado el ser humano”, Así lo dijo Michio Kaku, durante una entrevista a la cadena de noticias BBC NEWS de los Estados Unidos.

Inclusive el físico teórico Estadounidense, no descarto que exista la posibilidad de que los “PROYECTOS SECRETOS” del gobierno de los Estados Unidos, hayan sido causantes de la manipulación del cambio climático.

¿Proyecto HAARP y experimentos de Geoingeniería?

Sin embargo, no podemos descartar las recientes detonaciones nucleares por parte de Estados Unidos, y Corea del Note; Por un lado EE.UU, presumió al mundo la detonación de una nueva bomba atómica B6112 y por parte de Corea del Norte, “una bomba de hidrógeno”, que según medios internacionales, 3 bombas de está naturaleza podrían acabar con la vida en la tierra.

Proyecto HAARP:

En las instalaciones militares de Gakona, Alaska, se lleva adelante un misterioso proyecto científico que podría desestabilizar el clima y hasta manipular la mente humana. Conocé de qué se trata.

PUBLICIDAD

¿El comienzo del fin? De esa manera marcan diferentes especialistas al último y misterioso proyecto que lleva a cabo el gobierno, en conjunto con la Marina y la Fuerza Aérea estadounidense en el medio de Alaska.

Leer también  ATENCIÓN: Alerta por fuertes lluvias en la costa caribe por onda tropical

HAARP significa ‘High Frequency Advanced Auroral Research Project’. En español sería, ‘Programa de Investigación de Aurora Activa de Alta Frecuencia’.

Para entender de lo que estamos hablando, el proyecto consiste en 180 antenas que trabajando en conjunto serán como una antena gigante que podría generar alrededor de un billón de megavatios, es decir, un billón de ondas de radio de alta frecuencia.

Estas ondas penetrarían en la atmósfera inferior (ionósfera) ubicada hasta los 350 metros de altura, que representa a la parte terreste ionizada, provocada por la radiación solar. En criollo, allí se concentra la energía que flota alrededor de la tierra en forma de iones.

Este peligroso y controvertido plan tiene la capacidad para desencadenar inundaciones, sequías, huracanes y terremotos. Desde el punto de vista militar, es la peor arma de destrucción masiva jamás creada, aunque es disfrazada de un gran experimento científico para el bien de la humanidad.

Incluso, especialistas afirman que HAARP podría tener consecuencias catastróficas para nuestro planeta, desde arriesgadas modificaciones en la ionósfera, hasta la misma manipulación de la mente humana a través de estas frecuencias increíblemente altas.

Los pulsos emitidos artificialmente estimulan a la ionosfera creando ondas que pueden recorrer grandes distancias a través de la atmósfera inferior y penetran dentro de la Tierra. Entre otras cosas, esto podría servir para encontrar depósitos de misiles, túneles subterráneos, o comunicarse con submarinos sumergidos, por ejemplo.

HAARP, con sus cientos de millones de vatios de potencia, se puede considerar como un verdadero “calefactor” de la alta atmósfera, provocando una tremenda ionización que puede acarrear consecuencias imprevisibles, y que gracias a su efecto “espejo”, podría dirigir sus efectos hacia cualquier zona del planeta. Eso quiere decir, elegir qué parte del Planeta destruirá.

El propio creador del proyecto, el doctor Bernard Eastlund, admitió que su invento podría controlar el clima de todo el mundo.

No te lo pierdas

cover fb antenas pr

Científicos ha interceptado un mensaje y creen que puede provenir de Dios

PUBLICIDAD La universidad de California tiene un grupo de astrofísicos, mismos que tienen un radiotelescopio el …

Hola querido amigo!

Síguenos en Facebook para compartir nuestro optimismo