Familiares tóxicos también deben salir de tu vida y no debes sentirte culpable

Día a día aumentan las consultas de personas que se sienten “atrapadas” en una familia tóxica. Siempre se habla de las relaciones toxicas sentimentales o con amigos, olvidando que existe algo peor, los familiares tóxicos de quienes también es mejor alejarse.

La sociedad nos enseña que los lazos familiares deben mantenerse para siempre, sobre todo cuando se trata de mamá, papá o hermanos, en estos casos es casi una obligación amarlos, respetarlos y dejarlos para siempre en tu vida. Sin embargo, esto no tiene porque ser así, ya que estos sentimientos se ganan.

Sin embargo, no todas las familias son lo que deberían ni la imagen que nos venden. Hay personas tóxicas que aunque estén emparentados te hacen mucho daño. No venimos al mundo a sufrir, y menos por construcciones sociales.


Más familia es quien está siempre para ti y te protege, que aquel que se hace llamar tu madre, padre, etc. Así que si planeas romper con algún lazo no te sientas mal. Tú tienes tus razones, y eso es totalmente valido.

Solamente, que como toda pérdida, debes trabajarla. Trabaja el dolor, no lo escondas, y sobretodo aprende a perdonar. Que esa persona no se haya comportado como debía no es tu culpa y no debería pesarte.


La familia siempre debe estar ahí para protegerte, más cuando se trata del padre, madre o los hermanos, cuando esto se sale de control, lo mejor es romper lazos y no sentirte culpable, cada quien tiene sus razones y es algo completamente valido.

Eso sí, ten presente que como toda perdida es necesario trabajarla, tratar con el dolor, no esconderlo y sobretodo aprender a perdonar.

No es tu culpa que esa persona se comportará de manera negativa, así que no te sientas culpable por sacarla de tu vida.