Fuertes llanto alertó a la policía, entraron a la casa y cocinaron pasta para estos ancianos

En la actualidad, debido a los avances de la medicina y las condiciones de vida muy distintas a otros tiempos, la mayoría de los abuelitos son muy longevos.

Sin embargo, junto a esa etapa de los famosos “años dorados”, otra triste y amarga realidad les acompaña. Y es que muchas veces terminan abandonados en la soledad de una residencia de ancianos, o en el frío de su hogar, sin que nadie vele por ellos.

En medio de esta situación, es común que algunos ancianos entren en una fuerte depresión. Y por más que todavía tengan la fortuna de tener a su pareja a su lado, todo se hace cuesta arriba.

Tal como le sucedió a esta pareja de viejitos italianos: Michele, de 84 años y Jole, de 94.

La policía italiana había recibido una llamada de los vecinos acerca de “fuertes gritos” provenientes de una casa. Y precisamente venían del hogar de esta pareja.

Cuando llegaron, la escena era desgarradora… No es nadie les estuviera haciendo daño, ni corriera peligro su vida, simplemente los encontraron llorando de soledad y depresión, por lo que no pudieron marcharse así sin más.

Michele y Jole lloraban de dolor, pero de un dolor emocional, el dolor de la soledad y la indiferencia…

Al parecer, se sentían muy solos y estaban viendo el noticiero. Cuando escucharon sucesos de ataques y maltrato a niños, uno tras de otro, no pudieron contenerse y rompieron a llorar. ¡Esos eran los gritos que escucharon los vecinos!

Los policías empezaron a entablar conversación con la pareja y les dijeron que se sentían muy solos cuando los vecinos se iban de vacaciones, y justamente era época de verano.

Los oficiales no encontraron otra solución que permanecer un buen rato con ellos y tras pedirles permiso para entrar a la cocina, les prepararon pasta con el mayor cariño del mundo.

¡Era lo que realmente necesitaban los ancianos en ese momento!

Pero lo más desgarrador vino después…

Al entrar en la cocina, lo único que encontraron los oficiales fueron unas uvas viejas y entonces decidieron llamar a una ambulancia para que constaran el estado de salud de los ancianos.

Mientras esperaban a los enfermeros, los geniales policías prepararon lo que tenían: espaguetis, mantequilla y queso.

Questura di Roma

Y después compartieron en su página oficial de Facebook el suceso con el siguiente mensaje que ha dado la vuelta al mundo:

“No hay ningún delito. Jole y Michele no son víctimas de estafas y ningún ladrón entró a la casa, no hay nadie a quien salvar. Sólo hay dos almas solas para tranquilizar. Una vez dentro del apartamento, entienden que esta vez es diferente… No hay formularios que rellenar. Esta noche los códigos no sirven… Necesitan ser hombres”.

“Y mientras esperan la ambulancia para comprobar que están bien, entienden que sólo un poco de calor humano podrá devolverles la tranquilidad. Improvisan una cena. Un plato de pasta con mantequilla y queso. Nada en particular. Pero con un ingrediente precioso: toda su humanidad. Andrea a la cocina y Alejandro, Ernesto y Mirko entretienen a los dos nuevos amigos. ¡Esta noche se cena en familia!”.

La publicación se hizo viral y acumuló más de 11.000 me gusta y 1.000 comentarios en línea:

Fuente: viralistas.com