¿Quieres caderas anchas? Pues ten más actividad íntima, así lo dice la ciencia

Dicen que cuando tenemos sexo se nos nota y las abuelas son unas expertas en eso. Ya sabes, que si la mirada te brilla, la sonrisa te delata y tu buen humor no hace más que confirmarlo.

Pero, ¿qué hay de las caderas?, ¿es cierto que crecen? Es probable que no sea la primera vez que hayas escuchado este peculiar argumento.

Si alguien escribiera un libro sobre los mitos en cuanto a sexualidad, no termina. La realidad es que aunque muchas quisiéramos que fuera verdad eso de que cuando tienes sexo las caderas crecen, no lo es.

Lo ancho o reducido de tus caderas es gracias a los estrógenos, son ellos los que se encargan de generar la grasas en esa zona.

Lo curioso es que cuando nos creemos algo, hasta lo vemos. Es tu cerebro jugando cínicamente con tu mente y la única probabilidad de que después de tener sexo te sientas más ancha.

Es porque tal vez la báscula marque unos kilitos de más. No, no lo digo yo, pero sí un estudio del Journal of family Issues, que sostiene que las personas solteras tienden a ser más delgadas.

Lo que sí está comprobado por la Universidad de Leeds, en el Reino Unido, es que aquellas mujeres que tienen caderas de más de 90 centímetros son más abiertas a la hora de tener relaciones sexuales. Esto después de analizar a 148 mujeres, a quienes midieron y encuestaron sobre su vida sexual.

Es decir, las chicas de caderas anchas no solo son más desinhibidas en la cama, también disfrutan más y tienen mejores movimientos. Eso sin contar que científicamente las caderas anchas te permiten tener un parto más práctico y con menos dolor que alguien de cadera estrecha.

En fin, por fortuna aún hay oportunidad de aumentar el volumen en las caderas. La clave está en llevar una alimentación balanceada, particularmente rica en proteínas. Además, hay que evitar situaciones de estrés o depresión, pues esto impide que aumentes la masa muscular.

Claro, hay que combinarlo con ejercicios especiales para la zona que fortalezcan el músculo. Sobre todo, las sentadillas. No necesitas ir al gimnasio hay actividades que puedes realizar en casa o simplemente bailar o correr.

Con información de : wapa.pe