Se desvió 600 km con su auto para que una desconocida pudiera decirle adiós a su madre

Dean Moore condujo más de 600 kilómetros para que una mujer, que había tenido un accidente en la ruta, pudiese llegar a tiempo a despedirse de su madre

Un conductor se desvió más de 600 km para que una mujer pudiera visitar a su madre, que se encontraba a punto de morir.

Ron y Sharleen Gillies conducían desde Edimburgo, una ciudad de Escocia, hacia su casa en Cambridge, en el sur de Inglaterra, cuando tuvieron un pequeño accidente.

Dean Moore los vio a la vera de la ruta y paró a ayudarlos. Al escuchar que la madre de Sharleen estaba en su lecho de muerte, los llevó hasta Cambridge justo a tiempo para despedirse de ella.

“Hice lo que cualquiera hubiese hecho,” dijo Dean, de 40 años.

Murió al día siguiente

“No tengo palabras para agradecerle a Dean”, le dijo Ron Gillies a The Gazette, periódico británico.

“Esto pasó el domingo y luego al día siguiente, el lunes, falleció. Si Dean no nos hubiese ayudado, no habríamos llegado a tiempo”.

“Mucha gente recibe premios, incluso sin hacer su trabajo, pero este hombre no nos conocía y no era su trabajo.”

Dean Moore estaba de camino a su casa cuando vio el coche de la pareja y paró para ayudarlos.

“Parecían estar en estado de shock. La empresa de seguros no parecía estar prestándoles atención”, afirmó.

“No merezco tanto reconocimiento”

“Entonces les dije: ‘El auto no importa, lo que importa es que puedas ver a tu madre’”.

“En cuatro horas llegamos a Cambridge, justo antes de la medianoche. Entré para usar el baño y emprendí viaje hacia mi casa.”

“Al día siguiente, fui al trabajo muy cansado.”

Ron Gillies lo llamó por teléfono para agradecerle, pero Dean le aseguró que fue solo lo que cualquiera hubiese hecho.

“Se encontraban en una mala situación, yo solo la mejoré un poco,” dijo Dean.

“No merezco tanto reconocimiento.”

“Estoy contento de que se queden con una buena impresión de la gente de esta zona”.